martes, 13 de noviembre de 2007

Franco pierde la alcaldia de Aviles

Francisco Franco ya no será alcalde de la localidad asturiana de Avilés, título que se le otorgó en 1968 en el que se le nombraba a perpetuidad. Si bien es digno de destacar el proceder del ayuntamiento, gracias a los votos de PSOE y IU, sigue chocando la actitud del PP de escudarse bajo el "hay cosas mas importantes que hacer" para no votar en favor de estas iniciativas.

Hay muchas cosas sobre las que se puede discutir y cada quien tener su opinión, pero hay otros asuntos en los que algo es tan claro, por ejemplo que el PP es un partido antidemocrático, que cualquier interpretación diversa solo puede deberse a mala intención (mentir) o una necedad suprema.

En cualquier otro país del mundo quien se llene la boca de democrácia no se negaría nunca a votar por quitarle un título a un dictador como Franco, eso es algo evidente e indiscutible. La ley de memoria historica está en camino y espero que valga para solucionar este tipo de cosas de una sola vez ¿por que? porque el caudillo no solo tiene una bonita plaza en Santander (Cantabria) con su nombre, sino que por ejemplo aun es Alcalde a perpetuidad de Salamanca entre tantos otros auto-reconocimientos.

5 comentarios:

Gloria dijo...

Por alusiones: En este país, llenándome la boca de democracia, hay quien se niega a votar a quien quita el título a un dictador, cosa con la que estoy de acuerdo,no por no quitarle el título al dictador, sino por otros motivos que ahora no vienen al caso, y que no tienen nada que ver con la memoria histórica, por la forma de gobernar en otros muchos aspectos, política exterior, economía, Asuntos Sociales que es lo que me interesa a mi personalmente, y con la verdad, no con mentiras engañando al personal para conseguir los votos. Mucha creación de leyes y aún nadie ha visto un duro de lo que se supone que ha hecho durante 4 años. Patrañas por un lado y por otro, eso es lo que hay en este Pais. Y se calientan el coco por donde hay un título de Franco que haya que quitar en vez de a ver como coño se arregla el tema de Pais Vasco, Inmigración, Vivienda o incluso el metro de Barcelona.

Gloria

Antonio dijo...

A pesar de mi tendencia politíca (que de sobras sabes cual es), he de reconocer que todo esto de la Ley de Memoria Histórica debería ser algo totalmente secundario.

Creo que hay muchísimas cosas en este país que a las que se debería dar prioridad, antes que "pelearnos" por el rótulo de una calle, por un título honorífico del que nadie creo se acordase (si no fuese por la publicidad que ahora se le esta dando), o incluso por el fajín de Queipo de Llano que lleva la Macarena (cosa que también se esta debatiendo en esta ciudad).

Nos guste o no, la dictadura forma parte de la historia de este país y si nos ponemos a borrar aspectos del pasado nos quedamos sólos. ¿Acaso San Fernando no hizo atrocidades durante su reinado? ¿E Isabel la Católica? En fin...

crisland dijo...

Creo que fallas al decir que algo está tan claro como dices, pues parece que sólo es para ti; ¿acaso es antidemocrático votar en negativo?, ¿acaso la democracia es una dictadura del pensamiento? (que les pregunten entonces a los del Grupo PRISA, si pensaran de manera diferente al difunto, por fin, Polanco). Si ell@s no estuvieron de acuerdo con algo, fueron consecuentes, a pesar de las críticas.
Todo el mundo habla de la Ley de la memoria histórica, de la que desconozco muchos aspectos, pero me temo que van a eliminar una parte de nuestro país que hizo que sea como lo es hoy, pues no olvidemos que "Yo soy yo y mi circunstancia"

Sra. Garrafa. dijo...

Yo vuelvo a repetirme, y es que para conocer la historia no hace falta un rótulo, una estatua o una plaza, sino interés.
Por otro lado estoy de acuerdo en que hay cosas prioritarias y otras que no.
Lo que a mí me toca los cojones es que siga dando vueltas y vueltas el paco-ranas y se use, tantos años después (seamos conscientes, estamos aquí hablando de un nota que lleva muerto décadas), como arma arrojadiza para ver quien es mejor, quién mola más, y como el mejor de los despistes.

Javier Orcali McFly dijo...

Costestación conjunta a todos:

1- Está claro que no hay mucha vuelta que dar y es perder el tiempo, es que no es ni discutible, es una vergüenza que eso siquiera se discuta.

2- Eso de que los símbolos y la ideología son una pérdida de tiempo lo encuentro un error garrafal, eso es lo que nos quieren hacer creer y la mayoría acabamos por creer.

3- No se debería "perder el tiempo" en discutir sobre esto, estoy de acuerdo en eso, se debería quitar directamente, lo que pasa es que hay un partido antidemocrático con gran apoyo en las urnas que se resiste a aceptar que Franco está muerto y España no es suya.